¿Playa privada en el vivero?

Una situacion conflictiva se viene produciendo desde hace dìas con un sector de la comunidad judia en la ciudad de Miramar.

Mas precisamente con un sector ortodoxo que utilizaba las playas del vivero para concentrarse, reunirse y disfrutar de las mismas. Esto no seria un problema. Lo que ocurre que la llegada al lugar, cerca de lo que era “Ebomar” (frustrada explotacion de peces) se hacia en forma clandestina, a traves de una tranquera que abria la gente del Vivero o Bomberos, por autorizacion, dicen de Mariano Bove. Se violaban las disposiciones en vigencia.

Actualmente el Concejo Deliberante y luego del incendio desvastador ocurrido el año 2022 en el mes de enero, se sanciono una ordenanza de manejo del fuego y que comprende a todo el Vivero Municipal, al que declara reserva forestal.

Ello impide cualquier actividad que no se encuentre estrictamente regulada y esto no lo esta por lo que todo lo que se permita o de autorice en contradiccion de la ordenanza sera una clara infraccion de las disposiciones.

Ha habido llamados, presiones, averiguaciones, intervencion de rabinos, de miembros de la comunidad reclamando por ese privilegio que contaban.

Hasta ahora no es posible dar respuesta satisfactoria ya que no se puede infringir la ley y cualquier modificacion que se intente de la ordenanza seria en desmedro del trabajo del Concejo Deliberante que deberia volver sobre sus pasos para transformar algo que hizo hace unos meses.

Conflictiva situacion sobre las playas publicas que pretenden ser privadas y que afectan a una comnunidad religiosa impostante que forma parte de la ciudad.