Nazareno Busatto: “Mis expectativas son llegar a un podio”

El Bodysurf es el arte y deporte de lograr que el propio cuerpo del practicante se deslice por sobre y dentro de las olas. Consiste en deslizarse sin la ayuda de una tabla o dispositivo, utilizando los brazos y las manos para moverse dentro de la ola. En la actualidad se ha incorporado el uso de aletas y handboards.

El miramarense Nazareno Busatto, único representante argentino que consiguió un lugar en el torneo más importante de este deporte, ya se encuentra en el Mundial de Hawái dispuesto a comenzar su recorrido y dejar una marca importante. La final del IBSA World Tour comenzó en Oahu este 4 de junio.

“Naza”, muy querido por todos los vecinos de General Alvarado, conversó con “El Argentino” desde este lugar mítico para el bodysurf.

– ¿Cómo llegás al Mundial de Hawái? ¿Cuáles son tus sensaciones y cuáles, tus expectativas?

Después de varios años de practicar el deporte en un nivel un poco más intenso, de participar de dos torneos locales en Miramar y otro en Mar del Plata con buenos resultados, de viajar a la serie clasificatoria en Florianópolis y terminar 9º de 28 participantes, me posicioné como mejor argentino y conseguí la vacante para correr en Hawái.

Las sensaciones son todas positivas, es un lugar único para el deporte, paradisíaco. En cuanto a mis expectativas son llegar a un podio, pero también sé que hay muchísimo nivel y que se tienen que dar varios factores.

-¿Qué sentís al ser el único representante argentino en este evento?

Orgullo, una responsabilidad enorme y un deber de dar todo como buen argentino, además de emoción y nervios

– ¿Cómo arrancaste en esta disciplina y por qué decidiste especializarte?

Arranqué de chico, con mi abuelo íbamos a la playa con muy pocas cosas y me enseñó a barrenar derechito la ola hasta clavar la nariz en la arena. Años más tarde mi padre me contagió todo lo relacionado al “Bodysurf” o “Jacaré” como le dicen los brasileros y así fue creciendo mi gusto por el deporte hasta volverse una pasión.

– ¿Crees que tú participación en el Mundial puede contribuir a expandir el deporte en la ciudad y en todo el país?

No me caben dudas que así va a ser. Ya viene creciendo con todo lo que nos estamos moviendo y esto es otro empuje para seguir por este camino.

– Tuviste un gran apoyo de los vecinos de General Alvarado que colaboraron con tu viaje y están atentos a tu participación… ¿Cómo lo viviste?

Fue una locura… Entre rifas, llaveros, encuentros y algunas otras cosas, más donaciones por voluntad se dio que pude viajar. Aprovecho para agradecer a toda la comunidad de General Alvarado, a la gente de Mar del Plata y a mi familia que hicieron esto posible.

– ¿Cómo es tu relación con la Municipalidad?

Muy cordial… enseguida me atendieron y pusieron foco en mi proyecto de viaje para representar al país y a la ciudad también. Con vistas a trabajar juntos para lograr más y mejores actividades y transmitirlos a toda la gente.

– ¿Cómo es combinar tu profesión de peluquero con tus entrenamientos?

Gracias a Dios puedo manejar mis horarios al ser autónomo así que aprovecho bien todas las horas del día, entre trabajo, entrenamientos y algún pasatiempo. Encontrando así cuando hay olas y también combinamos con algunas actividades terrestres.

– ¿Con qué otras disciplinas mentales o físicas combinas tu entrenamiento? ¿Prácticas yoga, meditación, etc.?

Me gusta mucho el running, alguna rutina no muy pesada de ejercicios y le sumo algo de stretching con esferas gracias a mi mujer quien es instructora. El verdadero yoga es en el agua, yoga bodysurfing. Es encontrar ese estado. Único.

– ¿Cuáles son tus metas a futuro?

Entre la comunidad del Bodysurf, no solo mías, están las metas de poder crear la Asociación Argentina de Bodysurf, tener la persona jurídica, y desde ahí montar un circuito, que a su vez permita llevar un ranking de competidores. A priori eso.

De mi parte personal tengo intenciones de devolverle al este deporte lo que me está dando así que pienso realizar un poco más de trabajo de «escritorio» en lo que respecta al Bodysurf argentino.

Agradezco la oportunidad de difundirlo y que se vaya conociendo un poco más.