Mar del Plata continúa en fase 3

Lo ratificó este domingo el Gobierno municipal, fruto del diálogo con Nación y Provincia, luego de más de 24 horas de incertidumbre. La ciudad no deberá implementar las fuertes restricciones establecidas para los distritos en alerta epidemiológica.

Luego de 36 horas de incertidumbre respecto a la situación de Mar del Plata, el Gobierno municipal confirmó este domingo minutos antes del mediodía que General Pueyrredon permanecerá en Fase 3 y que, por ende, no deberá implementar las fuertes restricciones establecidas para los distritos en alerta epidemiológica.

Ayer, tras la recategorización de General Pueyrredon como distrito en alerta epidemiológica, el intendente Guillermo Montenegro mantuvo una charla telefónica con Alberto Fernández que derivó horas después en el envío de una carta a la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, solicitándole que se revean en forma “inmediata” los datos que se tomaron para considerar a General Pueyrredon como un distrito en Alarma Epidemiológica y Sanitaria.

Fruto del diálogo con el Gobierno nacional y con la Provincia de Buenos Aires, esta última encargada de definir la situación en la que queda encuadrada Mar del Plata, la gestión de Montenegro dio a conocer este domingo pasadas las 11.30 que se alcanzó un entendimiento: General Pueyrredon continúa en fase 3, con las mismas restricciones que ya venía rigiendo hace unas dos semanas, sin aplicar las medidas más fuertes establecidas por Nación para los distritos en alerta epidemiológica.

Desde el Ejecutivo local comunicaron que el Jefe de Gabinete de la Provincia de Buenos Aires, Carlos Bianco, le confirmó al intendente que General Pueyrredon, permanecerá en fase 3, luego de revisar la información vinculada a la ocupación de camas de terapia intensiva (general y Covid).

Esto implica, en primer lugar, que no se suspenderán las clases presenciales a partir de este lunes, como se disponía para los municipios en alerta epidemiológica. Cabe aclarar que de acuerdo al sistema de la administración de Axel Kicillof, en la fase 3 no se ve afectadas la presencialidad del sistema educativo.

Se mantiene la suspensión de las actividades sociales en domicilios particulares. Además, permanece vigente la prohibición de circular entre las 0 y las 6.

Asimismo, implica que los comercios no esenciales pueden seguir abiertos hasta las 20 (y no hasta las 19 como se contemplaba por el alerta epidemiológico), mientras que los bares y restaurantes siguen haciéndolo hasta las 23.

En los shoppings pueden continuar funcionando los locales comerciales, sin patios de comidas ni espacios recreativos, también al 30% de su capacidad.

En tanto, bingos y casinos continúan con suspensión de actividades, al igual que las bibliotecas, que no pueden abrir. Los museos tienen permitido abrir sus puertas, pero con un aforo máximo del 30%.

También continúan suspendidas las reuniones sociales de más de 20 personas que se lleven a cabo al aire libre.

En el plano deportivo, sigue cancelada la práctica de actividades colectivas, con o sin contacto, al aire libre o en espacios con amplia ventilación natural, donde participen más de 10 personas.

Los gimnasios, en espacios cerrados con amplia ventilación natural, también pueden seguir funcionando al 30%. Los natatorios tienen permitido recibir como máximo a 10 personas.