La UCR ya tiene su candidato para disputarle al PRO la Provincia de Buenos Aires

Se trata de Maximiliano Abad, quien este fin de semana fue ratificado como presidente de la UCR Buenos Aires. El radical no la tendrá fácil porque son varios los referentes de Juntos por el Cambio con aspiraciones.

El fin de semana se celebraron las internas de la UCR en la provincia de Buenos Aires. Allí, Maximiliano Abad fue ratificado como presidente, en el marco de una lista de unidad. ¿Conclusión? La UCR ya tiene a su candidato para disputar la silla que hoy ocupa Axel Kicillof. Pero Abad no la tendrá fácil: son varios los referentes de Juntos por el Cambio que aspiran a gobernar la provincia más grande del país.

Con la mira en 2023, hay al menos cinco cambiemitas anotados para suceder a Kicillof. Por un lado, los amarillos Diego Santilli y Cristian Ritondo. Este último recibió, en las últimas horas, un espaldarazo del fundador del PRO, Mauricio Macri. A la lista también se le suma el halcón Javier Iguacel. Otro bonaerense que aspira a gobernar la provincia es Joaquín de la Torre. En su caso, por el partido que conduce Miguel Ángel Pichetto, Peronismo Republicano. Y Néstor Grindetti, el intendente de Lanús, cada vez más cerca de Patricia Bullrich también Guiño a la UCR y fondos para productores: el juego de Massa en medio del duelo Cristina-Alberto.

La peor encuesta para el Gobierno: alto rechazo y preocupación por el impacto del Mundial
Faltaba definir -aunque se intuía- quién (o quiénes) serían los referentes del partido centenario que se sumarían a la contienda. El resultado de las internas del domingo, en el que Abad fue ratificado al frente de la UCR, fue la llave que abrió la puerta a su lanzamiento.

Es cierto. La lista fue de unidad, pero Abad cosechó un resultado superador al del año pasado, cuando se enfrentó con Gustavo Posse, en ese momento, respaldado por Martín Lousteau. La propuesta de Abad, que descontaba que volvería a imponerse, fue repartir las sillas de los vocales en proporción a la última interna y evitar que el partido se desgaste en disputas. Apuntó a que la UCR muestre unidad partidaria.
Abad, junto a Manes y Cornejo.

A nivel distrital, Abad arrasó. De los 31 distritos en los que hubo elecciones internas, se impuso en 18; Lousteau, en 10 y Posse, en 3. Pero si se mira el mapa general, el poderío de Abad es más contundente. De los 135 distritos de la Provincia, su agrupación, Adelante Buenos Aires, maneja 100. Evolución Radical, de Lousteau, 23 y Posse apenas 8. Uno de ellos es su propio distrito.

¿Podrá el intendente de San Isidro seguir “corriendo” al resto de los radicales con que tiene el 48% de los votos que sacó en la última interna? Hay quienes le atribuyen ese volumen a la alianza que gestó con Lousteau por aquellos días. Pero que se rompió pocas horas después, cuando el intendente judicializó los resultados que dieron a Abad como ganador. De hecho, en el entorno Abad aseguran que su relación con Lousteau atraviesa su “mejor momento”.

En la UCR destacan que con la llegada de Abad a la presidencia del partido, ya no son “furgón de cola” del PRO. Más bien, pasaron a ser “socios estratégicos” del partido amarillo. Los colaboradores de Abad dan por alcanzado el primer objetivo: consolidar el ordenamiento interno y la consolidación del partido.
Abad y su par a nivel nacional, Gerardo Morales.

También destacan que el bonaerense se dedicó a trabajar para identificar intendentes para cada distrito. Parte de sus energías también estuvieron puestas en la candidatura de Facundo Manes, que fue la sorpresa en las elecciones del año pasado, y que ya dejó en claro que peleará por la Presidencia el año que viene.

La UCR apuesta a la unidad para derrotar a un PRO dividido en las PASO

¿Por qué los radicales quieren competirle a Mauricio Macri en las PASO?
Ahora sí arranca la etapa de la instalación de Abad como candidato a gobernador. En su entorno reconocen que no tiene el mismo nivel de conocimiento que Santilli o Ritondo. Pero destacan la territorialidad y expansión que la UCR supo consolidar.

En los próximos días, entonces, ya se lo verá a Abad vistiendo su traje de candidato a gobernador. Con ese fin se lo verá caminando el territorio bonaerense y con una intensa actividad comunicacional.

¿Su candidato a Presidente? Si bien Abad trabajó codo a codo para instalar a Manes, todavía falta. El bonaerense también tiene buen trato con otros dos aspirantes al sillón de Rivadavia: Gerardo Morales y Alfredo Cornejo.